Nuestra Señora del Rosario, su historia -2 de 2-

rosario 3Compartido por:
Rodolfo Cuellar
Muro de Facebook

Estos datos resultan curiosos, dado que la capital guatemalteca tiene muchos patronos, pues la misma urbe lleva el nombre de la Asunción, sin embargo la Primera y Principal Patrona de la Ciudad y la República es la Inmaculada Concepción del Templo de San Francisco, que a su vez fue considerada por el Presidente Carrera como la Reina del Ejército, pues cada 8 de diciembre la saludaba con tres salvas de artillería.

Imagen relacionada

Un dato interesante

En el caso de El Salvador, la devoción a la Virgen del Rosario y el rezo de la oración está ampliamente difundido desde la época colonial.

Prueba de ello son las varias localidades salvadoreñas que, o bien llevan por nombre de El Rosario o tienen como patrona a la Virgen del Rosario.

De hecho, la Arquidiócesis de San Salvador y las Fuerzas Armadas de El Salvador tienen como patrona a la Virgen del Rosario.

Ciertamente, la iglesia donde otrora estuvo la parroquia central de San Salvador y primera catedral de El Salvador, al costado oriente de la Plaza Libertad, está dedicada a la Virgen del Rosario y lleva por nombre Parroquia Nuestra Señora del Rosario, y es administrada por los frailes dominicos desde la década de 1,870.

Estos hechos han llegado a sembrar pequeñas dudas, sobre todo entre los historiadores, respecto al patronazgo de la ciudad de San Salvador y El Salvador mismo, inclusive. Algunos historiadores refieren que la Virgen del Rosario gozaba de gran devoción en San Salvador desde el siglo XVI.Resultado de imagen para virgen del rosario, El Salvador virgen del rosario, El Salvador virgen del rosario, El Salvador

Sin embargo, otros historiadores también constatan de que el Santísimo Salvador gozó de una profunda devoción en la ciudad desde por lo menos el siglo XVIII.​

Antes de eso, también se tiene constancia de festividades cada 5 de agosto en los siglos anteriores, fecha de la víspera de la celebración del Divino Salvador. Jorge de Viteri y Ungo, el primer obispo de El Salvador, en 1,843, declaró a la Virgen del Rosario copatrona de la ciudad de San Salvador, patrona de la, en ese entonces, Diócesis de El Salvador y copatrona de El Salvador, junto al Salvador del Mundo.

No obstante, la fe popular confirma más la devoción por este último, tanto en la ciudad capital de El Salvador, San Salvador, como, en general, en todo el país; llegando a ser incluso un elemento identitario para la sociedad salvadoreña.

La Virgen del Rosario perdió el patronazgo de El Salvador y la provincia eclesiástica salvadoreña frente a la Virgen de la Paz, la cual goza de gran devoción en la ciudad de San Miguel, ciudad de gran importancia en El Salvador después de la capital, y, en general, en toda la región oriental salvadoreña. Hoy por hoy, la Virgen del Rosario cuenta con el patronazgo de la Arquidiócesis de San Salvador, como se dijo antes, y un patronazgo compartido con el Santísimo Salvador del Mundo en la ciudad capital, y aunque su culto resulta menor que el rendido por la feligresía salvadoreña respecto al Divino Salvador, no por eso puede afirmarse que la devoción capitalina a Nuestra Señora del Rosario tenga particular mínima

Acerca de Culturales de Maco

Notas culturales compartidas y creadas por Marco Monzón, y colaboraciones para compartir desde la cultura, el arte, la espiritualidad y la tradición católica. Comparte ademàs, notas culturales de medios de comunicaciòn.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s