Elena Poniatowska: “Tengo mucha pasión por El Salvador porque yo quise mucho a Roque Dalton” -2 de 2-

elena 3Por:
Élmer L. Menjívar
Publicado en:
El Faro.net
Compartido para la
Red Nacional de Gestores Culturales

¿No se sabe? Bueno, se sabe que finalmente es el gobierno, pero así de que puedas tú señalar a quien los mató específicamente es más difícil… Yo puedo decir que tú me estás haciendo una entrevista porque te veo la cara y puedo reconocerte cuando te vea, pero en este caso no hay quien reconozca a nadie aún. Se puede decir que fue el ejército, que fue la policía, que fueron narcotraficantes… Pero no lo puedo decir con un sujeto como puedo decir “él me entrevistó”, pero en ese caso nadie puede decir “él me mató”.

elena 2Elena Poniatowska presentó el libro colectiovo Ayotzinapa, La travesía de las tortugas, en compañía de los escritores y fotógrafos que participaron en la elaboración de los relatos sobre los 43 estudiantes desaparecidos de la normal de Ayotzinapa, en la 29ª Feria Internacional del Libro en Guadajalara. Guadalajara, Jalisco a 5 de Diciembre del 2015. / Foto de Paola Villanueva Bidault ©FIL

Llevamos muchos años viéndola a usted en la calle y en los medios encabezando movimientos ciudadanos. ¿Usted sigue creyendo en que es posible cambiar México?

Claro que lo creo y lo quiero. Pero es algo que yo deseo, deseo que toda la gente se vaya a dormir habiendo comido más o menos lo mismo, que los mexicanos más pobres tengan las mismas oportunidades que los ricos, que no sea un país tan desigual y que finalmente logremos un buen gobierno… Porque yo no sé si es que nosotros somos tan idiotas que votamos tan mal por nuestro presidente, porque finalmente escogemos mal, porque últimamente no hemos hecho más que escoger mal y ayudar a que aumente la corrupción gubernamental.

¿En qué momento ha sentido usted que México ha estado más próximo a cambiar para bien?

Bueno, lo siento a través de los jóvenes actualmente. Porque fíjate que cuando los asesinatos de Ayotzinapa fueron los jóvenes los que se organizaron a través de las redes sociales y hubo grandes marchas al Zócalo, y han sido magníficas. Siempre se ha sabido quienes son los provocadores que se infiltran y hacen desmadre… Pero esas marchas se organizaron en unas cuantas horas, han sido marchas ejemplares.

¿Qué tan al tanto está de lo que ha pasado en Centroamérica, como la caída de un gobierno en Guatemala, por ejemplo, o sobre la violencia en El Salvador?

Algo sé, pero te voy a decir que en México somos muy chocantes, siempre decimos que lo que pasa en Guatemala, Nicaragua, El Salvador en donde tú quieras en Centroamérica, es mucho peor que aquí, y luego vemos como aquí a los centroamericanos que agarran en la frontera los mexicanos los maltratan mucho más de lo que los maltratan los norteamericanos… Todos dicen que es la Mara Salvatrucha, que son los grupos que están en Chiapas, que son los grupos que esperan a los más pobres… Pero son los mexicanos los que más los maltratan, tanto así que ya suelen decir que es mejor caer en las garras de una patrulla gringa que caer en la garras de un grupo de mexicanos, que no hay mayor crueldad, mayor maltrato que el que hacen los mexicanos.

¿Por qué cree que se da esto?

Porque hay todo un grupo amafiado… Pero también hay que decir que en esa zona, por ejemplo, hay un sacerdote muy solidario que consigue ropa, zapatos, comida, y tiene albergues para tratar de mejorar la situación. Pero la crueldad de los mexicanos es tremenda, recuérdate de estos 72 que mataron en Tamaulipas, eso fue asqueroso, porque además de ser un crimen, son los mexicanos matando a sus hermanos.

¿Usted cree que esa actitud es una cuestión de política o de racismo metido en la cultura?

Yo creo que es una cuestión que tiene que ver con la mala política y con la corrupción… Porque finalmente un chiapaneco y un guatemalteco son idénticos, es más, si a mí me pones a un mexicano y a un guatemalteco yo no sabría distinguirlos. Incluso te voy a decir que yo estoy más a favor de los guatemaltecos, porque si tengo que ver sus obras, sus tejidos, su manera de ser, su cultura, le ganan a México.

¿Esta actitud contra los centroamericanos la ve solo en el Estado o cree que también es reflejo del mexicano en general?

En México somos muy terribles, racistas contra nosotros mismos y peor contra los vecinos del sur. Aquí se se usa ese dicho de que de Chiapas para abajo vas de Guatemala a guatepeor, no sé si lo has oído. Te dicen, ejemplo, ‘Perú es como México, pero con 250 años de atraso’. Los mexicanos nos creemos la divina garza y luego no estamos dispuestos a reconocer que México es más de Centroamérica que del norte.

¿Cuándo fue la última vez que estuvo en El Salvador?

La última vez que estuve fue en el 2001, cuando gané el premio Alfaguara de novela (con La piel del cielo) me llevaron a los países donde se vendían libros de Alfaguara, y estuve en Guatemala un día, y luego en El Salvador, pero solo medio día y en un evento que duró unos tres cuartos de hora. Estuve más tiempo en Costa Rica. No sé por qué fue así.

¿Es la única vez que ha estado en El Salvador?

Sí. Y te cuento que tengo una nuera salvadoreña, que se llama Esteves, es nuera de mi hermana, pero es como que fuera mi nuera también. También, en el convento del Sagrado Corazón, en Estados Unidos, adoré mucho a una monja que también era salvadoreña, la madre Mejía… Yo tengo mucha pasión por El Salvador porque yo quise mucho a Roque Dalton, me parece un gran poeta. No lo conocí personalmente, pero a su hijo sí.

Entonces conoce la obra de Roque Dalton

Conozco bien su obra, he leído mucho. [Eduardo] Galeano lo quería mucho, fue él quien me dio la noticia a mí de que lo habían matado sus compañeros… ¡sus compañeros! Ellos, sus compañeros lo asesinaron ¡Te imaginas qué bestias! ¡Asesinar a un gran poeta…! A mí me gusta mucho un poema suyo que dice “Ay, pobrecito mi país que tiene nombre de hospital”, es muy bonito. Su poesía es buenísima, notable, además tenía sentido del humor. Luego tenía otro poema que decía algo así como “El presidente de mi país se llama hoy por hoy [Coronel Fidel Sánchez Hernández]… Y el presidente de los Estados Unidos es más presidente de mi país que el presidente de mi país…” buenísimo…

¿Usted cree que hoy en día ser escritor es una profesión de riesgo?

Sí, bueno, te matan. A los periodistas, y a los escritores de izquierda, también acaban con ellos. Pero sobre todo a los periodistas, si denuncias algo te pueden matar… Un escritor, un novelista tiene más protección que un periodista, pues con los periodistas siempre hay maltratos, siempre hay ninguneos, te hacen esperar por puro gusto, ¿cuál protección? En cambio un escritor, un novelista, aunque sea malo tiene más protección a su alrededor…

Dicho esto, se acabaron los 20 minutos con Elena Poniatowska.

elena 1En la presentación del libro Dos veces única, de Elena Poniatowska Amor. En la Feria Internacional del Libro de Guadalajara 2015 / Foto de Pedro Andrés ©FIL

http://www.elfaro.net/es/201603/el_agora/18172/Elena-Poniatowska-%E2%80%9CTengo-mucha-pasi%C3%B3n-por-El-Salvador-porque-yo-quise-mucho-a-Roque-Dalton%E2%80%9D.htm

Anuncios

Acerca de Culturales de Maco

Notas culturales compartidas y creadas por Marco Monzón, y colaboraciones para compartir desde la cultura, el arte, la espiritualidad y la tradición católica. Comparte ademàs, notas culturales de medios de comunicaciòn.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s